Home Tutoriales Photoshop

A la hora de subir sus fotografías a Internet, a muchos fotógrafos les gusta añadir marcas de agua con Photoshop que sirve, simultáneamente, para dar a conocer su nombre y proteger la fotografía de usos no autorizados.

Una marca de agua, idealmente, debe ser lo suficientemente sutil como para no estropear la contemplación de la fotografía sobre la que se plasma y, al mismo tiempo, permitir que se vea claramente la firma que contiene.

Con Photoshop podemos añadir marcas de agua a nuestras fotografías de una en una pero es un trabajo un poco tedioso, especialmente, si decidimos añadir la marca de agua no una imagen individual sino una colección con decenas o cientos de ellas. Si eso es lo que necesitamos hacer, lo lógico es recurrir a una acción de Photoshop que realice el trabajo por nosotros sin que tengamos que perder nuestro tiempo.

En el tutorial de Photoshop que viene a continuación se enseña a crear un proceso mediante el que podemos añadir marcas de agua de forma automática y hacer que éstas tengan el mismo tamaño independientemente de las dimensiones y la orientación de la fotografía en la que la plasmamos.

La forma de conseguir esto es mediante la creación de dos acciones de Photoshop, una para fotografías horizontales y otra para las verticales, más una tercera acción condicional que aplica automáticamente una u otra en función de la orientación que detecta en la imagen. Todo ello sin que el fotógrafo tenga que intervenir.

Para que todo esto se pueda aplicar a decenas o cientos de imágenes, usamos una herramienta de Photoshop muy potente: el Procesador de imágenes que es capaz de aplicar las acciones a directorios completos y sacar copias con marca de agua en el formato y tamaño que deseemos.

Producto disponible en Amazon.es

Dejar un comentario: