Home Exposiciones

Gabiel Cualladó, autorretrato con camiseta

Tengo la impresión de que Gabriel Cualladó, un gran fotógrafo y también un coleccionista de fotografía precursor, es un maestro cuya memoria ha sufrido un prematuro desgaste. Pese al tranquilo reconocimiento que conoció en vida – se le concedió el Premio Nacional de Fotografía en su primera edición- sus obras se han visto poco tras su muerte. Ahora, una exposición en la Sala Canal de Isabel II es un homenaje a uno de los grandes maestros de la fotografía española del siglo XX y su rupturista memoria en blanco y negro.

La exposición Cualladó Esencial, que estará abierta hasta el 29 de abril, confirma que la obra de este autor es una de la más singulares de la fotografía española, no solamente por su dimensión poética y por su extraordinaria libertad de expresión, sino también por la natural sencillez con la que abordó su personal interpretación del mundo en una especie de documentalismo sublimado en neorrealismo.

Gabriel Cualladó Esencial

La época de mayor actividad creativa de este Gabriel Cualladó fueron las décadas de los 50, 60 y 70, aunque su carrera continuó viva hasta el final de su existencia. Pocos años antes de su fallecimiento se le podía encontrar “acechando” silenciosamente a los visitantes del Museo Nacional Thyssen – Bornemisza para preparar su última serie, Puntos de vista, que sería expuesta en la pinacoteca.

Mucho antes de eso, había desarrollado una trayectoria muy personal cargada de humanismo lírico, que encontraba su inspiración en el entorno doméstico y familiar, recorriendo ciudades como Madrid o París, o entornos rurales del norte de España.

Con un total de 140 piezas, la exposición Cualladó Esencial permite contemplar diversos motivos de su trayectoria creativa. Empieza por su última serie sobre los visitantes del Museo Thyssen y se adentra luego en sus imágenes de “El Rastro”, su familia, y lugares y personas anónimas de Madrid.

Gabriel Cualladó Esencial

Gabriel Cualladó

Gabriel Cualladó (Massanassa, Valencia, 1925 – Madrid, 2003) fue miembro de AFAL y cofundador del grupo La Palangana, antes de formar parte de la Escuela de Madrid. Fue premiado, entre otros reconocimientos, con el primero de los Premios Nacionales de Fotografía y con la Medalla de Oro del Círculo de Bellas Artes de Madrid. Su obra está presente en las colecciones y museos más relevantes del país, a pesar de ser uno de los grandes desconocidos de la fotografía para el gran público.

En el siguiente vídeo se puede ver una entrevista con Antonio Tabernero, comisario de la muestra Cualladó Esencial

Dejar un comentario: