Leopoldo Pomés. Después de todo, en PhotoEspaña

Leopoldo Pomés. Después de todo es el título de la exposición que, dentro de la programación de PhotoEspaña, el Museo Cerralbo de Madrid ofrecerá al público hasta el 12 de septiembre de 2021.

Allá por 2015 se pudo ver en Madrid y Barcelona una gran retrospectiva sobre su obra, Flasback, luego, en 2018, vino el Premio Nacional de Fotografía del Ministerio de Cultura de España y su fallecimiento en 2019. 

Leopoldo Pomés. Después de todo es la primera exposición del fotógrafo que se celebra tras su muerte. Incluye 85 fotografías la mayoría copias vintage y casi la mitad inéditas, que han sido seleccionadas por su mujer, Karin Leiz, y Juliet, la hija de ambos. 

Al mostrar positivos originales de época, esta selección pretende ahondar en la sensibilidad del fotógrafo y su elección de materiales. Además de las fotografías, se incluyen también diversos formatos, a menudo pruebas de laboratorio e incluso recortes de imágenes conocidas. 

El tema central de la exposición son las obsesiones permanentes del fotógrafo a lo largo de sus sesenta años de trayectoria: la mujer, las ventanas y las luces y sombras. De los tres, la temática mujeres, fue su tema prioritario y en el que se encuentran sus fotografías más célebres, a menudo vinculadas con el mundo de la publicidad. En ellas reconocía un poder especial, objetos de veneración y dignas de admiración. 

De joven aprendió de su padre a ver a las personas, sentados en la calle podían pasar largas horas contemplando a la gente que pasaba ante ellos para tratar de ver y adivinar la vida que había tras cada personaje anónimo. Este ejercicio de observación fue el origen de su interés y empatía hacia el ser humano y más tarde, con sus fotografías trató de retener la esencia o estado de ánimo de cada uno. 

Ya maduro se sintió atraído por el paisaje como tal. Cuando le cautivaba un ambiente natural por su luz o emoción intangible, capturaba la imagen en un intento por apropiarse del encanto del momento. De esta forma, se hace frecuente en su obra una tendencia a la luz grave y crepuscular que persigue recrear el momento efímero. 

blank

Leopoldo Pomés, una breve biografía 

Leopoldo Pomés nació en 1931 en Barcelona, donde, tras realizar varios oficios se interesó por la fotografía, iniciando una formación autodidacta. En 1955 hizo su primera exposición de las Galerías Layetanas de Barcelona, compuesta por una serie de retratos que no quedaron exentos de polémica, aunque sí fueron valorados de forma positiva por los artistas del grupo Dau al set, algunos de ellos modelos de los retratos. 

Se dio a conocer a escala nacional tras participar en la destacada revista andaluza de fotografía AFAL, junto a otros fotógrafos de vanguardia, movimiento al que estuvo vinculado desde sus inicios. Su fotografía poseía un estilo muy personal pero poco a poco fue decantándose por la producción audiovisual publicitaria con imágenes elegantes y luminosas, que revolucionaron la publicidad de aquellos años. 

En 1961 fundó con Karin Leiz el Studio Pomés con el que se dio a conocer como fotógrafo publicitario y poco después se convirtió en director creativo de la agencia de publicidad Tiempo. 

Uno de sus trabajos más conocidos es la creación de la burbuja Freixenet, como director publicitario del grupo Freixenet. En 1982 dirigió junto a Víctor Sagi el espectáculo de apertura de la Copa Mundial de Fútbol y fue elegido para crear la campaña de imagen de la candidatura de Barcelona para los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. En el ámbito de la publicidad consiguió primeros premios en el Festival de Venecia y el Festival de Canes. También fue galardonado con la Medalla de Oro al Mérito Artístico del Ayuntamiento de Barcelona y Premio Nacional de Artes Plásticas de la Generalidad de Cataluña en 1998, además de recibir la Cruz de Sant Jordi en 1999, finalmente, en 2018 recibió el Premio Nacional de Fotografía del Ministerio de Cultura de España.

blank

Dejar respuesta

Por favor, haz tu comentario
Por favor, introduce tu nombre