SanDisk Extreme Portable SSD, velocidad y capacidad para fotógrafos viajeros

El SanDisk Extreme Portable SSD es un disco de estado sólido con capacidad de hasta 1Tb (también 256 y 512 Gb) especialmente pensado para el viaje y la movilidad. Es pequeño, ligero y viene con protección contra polvo y lluvia o salpicaduras, concretamente posee una calificación IP55 que certifica su capacidad de resistencia a esos extremos.

El almacenamiento es un problema, o cuando menos un asunto relevante, para cualquier usuario digital pero quizás para los fotógrafos resulta especialmente relevante sobre todo cuando salimos de viaje.

El SanDisk Extreme Portable SSD viene acabada en una superficie de goma que contribuye a transmitir una imagen de dureza y resistencia. Exteriormente la unidad no posee ningún elemento salvo un único conector que es un puerto USB tipo C. Esto es todo y cuando abrimos la caja del producto, lo único presente en ella es la propia unidad y un cable USB con conector tipo C en ambos extremos, y un pequeño adaptador para USB normal.

La principal utilidad que le podríamos dar a este disco externó es la de servir de unidad de almacenamiento de respaldo para poder tener copiadas todas las fotografías que realizamos, por ejemplo, en un largo de un viaje. Esto nos permitiría viajar con menor número de tarjetas de memoria y, sobre todo, tener una copia de seguridad de todo lo que hacemos. Algo que es siempre muy recomendable.

Por supuesto, dado que la unidad carece de cualquier otra cosa que un simple conector, para poder hacer una copia de seguridad necesitaríamos disponer de un ordenador desde el que poner en marcha el flujo de trabajo.

Velocidad de trabajo

La velocidad teórica de lectura y escritura que, es capaz de alcanzar el SanDisk extreme Portable según la información proporcionada por el fabricante asciende a 550 megas. En las pruebas que le he estado realizando y que podéis ver en el video que viene a continuación, el rendimiento a es ligeramente inferior con velocidades en torno a los 460 megas por segundo.

La razón de este decremento probablemente obedece a que conecté la unidad al ordenador en un puerto USB 3.0 pero utilizando para ello el transformador USB tipo C que viene incluido en el paquete. Esto se come unos cuantos megas por el camino, como ocurre siempre con los adaptadores.

En cualquier caso, hay que decir que la experiencia de uso es muy buena ya que pese a que estamos hablando de un disco externo, su rendimiento es prácticamente igual al que tiene un SSD estándar pinchado en uno de los puertos de la placa base. No he podido comprobar la velocidad del aparato enchufado a un dispositivo con entrada USB tipo C ya que en la actualidad no dispongo de ninguno. Supongo que será aún más alta.

Compatibilidad Windows Mac

El SanDisk Extreme Portable SSD viene preformateado como un dispositivo exFAT, lo que significa que puede funcionar en Windows y Mac desde el primer momento.

Como es habitual con los productos SanDisk, con la compra se obtiene una copia del software SecureAccess 3.02 de SanDisk que permite crear una carpeta protegida por contraseña (o bóveda privada) para almacenar todos sus archivos confidenciales mediante el cifrado AES de 128 bits.

Los detalles sobre capacidad y precios se pueden encontrar en el siguiente enlace donde también se puede adquirir el producto:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here